• kilasoler 13w

    Hasta que se posó la tranquilidad en mi vertiginoso corazón, quien vivió y se acostumbró a hecatombes de sentimientos, busco temores para asfixiarlos con silencio y el tormento de mi mente.

    Más que, llenarte de calma es para mí, volar con cada respiro a lo inhóspito y abrumador de la inmensidad contenida en lo posible del mundo.

    Más que llevarte en mí, propago la mutua libertad que nos invade. Si bien tu mirada se posa en lo que aún es un misterio para mí, seguiré observando el camino de la bóveda celeste.

    ©kilasoler